La humedad en los armarios, sobre todo en los meses de invierno, es un problema frecuente que no solo estropea las paredes y muebles, sino que también deteriora la ropa. ¿Has tenido que mandar al lavarropas las prendas que ibas a ponerte? ¿Estás cansado de que las camisetas en el rincón del closet estén frías y mojadas? Conoce algunos trucos para evitar que tus prendas se impregnen de ese desagradable olor a humedad y prevenir la reproducción de polillas y hongos atraídos por los muebles húmedos.

El uso de pastillas, aerosoles o productos químicos para combatir la humedad puede ser perjudicial para las prendas y, sobre todo, para la salud. Por ello, te recomendamos algunos remedios caseros para terminar con el problema de la humedad en los guardarropas de forma inofensiva y natural:

- Ventila los armarios con frecuencia.