Cómo hacer muñequitos de lana

Cómo hacer muñequitos de lana

Las manualidades con materiales reciclados son geniales porque te ayudan a reutilizar elementos que de otra manera irían a parar a la basura, por eso hoy vamos a aprender cómo hacer muñequitos de lana, fáciles y divertidos.

Puedes utilizar todos los sobrantes de lana que tengas en tu casa y también recortes de tela. Son muy sencillos de hacer y puedes hacerlos solito o con ayuda de tus papis. ¡Vamos a trabajar!

Cómo hacer muñequitos de lana

Materiales para hacer muñequitos de lana

  • restos de lana natural o sintética de varios colores
  • recortes de fieltro de varios colores
  • pistola de silicona caliente
  • cartón
  • aguja
  • tijera
  • rotulador permanente negro y rojo
  • botones, cintas u otros adornos

Procedimiento para hacer muñequitos de lana

Corta un rectángulo de cartón de 12×18 centímetros para enrollar la lana. Ahora enrolla una hebra de lana (en el lado de 18 centímetros), dando aproximadamente 75 vueltas.

Ata la bobina que formaste con un trozo de lana del mismo color y luego retira el cartón. Esa será la parte superior de la cabeza. Un par de centímetros más abajo, ata nuevamente, pero toda la bobina, formando el cuello de la muñeca. Como muestra la foto.

Forma una bobina más pequeña, con el lado de 12 centímetros y con menos vueltas. Estos serán los brazos de tu muñequito de lana. Átalos como muestra la foto, dejando un centímetro de bobina antes de la atadura.

Abre el cuerpo del muñequito e introduce en el centro los brazos. Ata la bobina grande por debajo de los brazos para sujetarlos firmemente.

Corta el extremo libre de la bobina y separa en dos manojos iguales para formar las piernas. Ata los pies como ves en la foto. Está listo el cuerpo.

Ahora pasamos a los detalles. Forma el cabello con otro atadito de lana del color que más te guste. Pégalo en la parte alta de la cabeza. Una vez que esté seco, corta el flequillo.

Para hacer la cara, corta un rectángulo de fieltro de un color parecido a la piel y pégalo sobre el rostro del muñequito. Píntale los ojos y la boca con rotulador permanente fino.

La ropa se hace de manera similar a la cara. Cortas un rectángulo de fieltro y le haces dos aberturas para pasar los brazos. Lo pegas sobre el cuerpo del muñeco y puedes añadirle algún detalle como botones, cuello, etc.

Ya tienes lista tu primera muñeca, ahora puedes hacer tantas como quieras y formar una familia de muñequitos de lana para adornar tu hogar o regalarle a alguien a quien quieres mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *